Portada » Análisis » Dragon Age Inquisition – Análisis

Dragon Age Inquisition – Análisis

En esta generación Bioware ha destacado por lanzar dos nuevas sagas: la de ciencia ficción Mass Effect y la de fantasía Dragon Age. Esta última comenzó con Dragon Age Origins en 2009 y desde el primer momento fue descrita como una heredera espiritual de Baldur’s Gate. Tras una expansión y muchos DLCs se lanzó en 2011 Dragon Age II. Se actualizó el motor gráfico y se cogieron ideas de la saga de Mass Effect, pero el resultado fue peor porque se perdieron algunas de las cosas que hizo a Origin tan reconocido entre critica y público. Ahora Bioware ha escuchado las criticas y ha aprendido de sus errores y lanza Dragon Age Inquisition, el mejor RPG que ha hecho por mezclar perfectamente lo mejor de ambas entregas pasadas. Sin continuar la clase de historia, sumérgete en el mundo de Thedas.

Preparando el mundo de Dragon Age

En primer lugar, aunque se puede empezar a jugar Dragon Age Inquisition sin jugar los demás de la saga, es totalmente recomendable jugarlos e importar la partida con Dragon Age Keep, una web interactiva para navegadores de internet. Un jugador nuevo disfrutará el juego muchísimo, pero el veterano jugador de la saga reconocerá a muchos personajes, sorprenderse por el crecimiento y desarrollo de algunos, y hasta tendrá conversaciones y misiones exclusivas dependiendo de las decisiones tomadas en sus partidas anteriores. Si empezamos desde cero por esta entrega, el juego nos generará un mundo por defecto. Eso si, Dragon Age Keep todavía esta en versión beta, y aunque funcione en general bien, hay gente que aún tiene algunos problemas para importar su partida desde la web.

Keep

Para ponernos un poco en situación, el mundo de Thedas esta pasando por una gran inestabilidad. Por un lado hace unos años la Quinta Ruina asoló el reino de Ferelden y años después comenzó la guerra entre los Magos y Templarios por los acontecimientos sucedidos en Kirkwall. El juego comienza un poco después del comienzo de esta guerra, que después de un tiempo de muerte en ambos bandos y de gente inocente, la Capilla monta un cónclave donde los Magos y Templarios podrán hablar de firmar la paz, siendo la primera vez que lo intentan desde que comenzó la guerra.

Lo primero es seleccionar raza y clase. En esta entrega se pueden seleccionar hasta cuatro razas: Humano, Elfo, Enano y por primera vez en la saga, Qunari, cada una de ellas con estadísticas especiales y trasfondo distinto. A la hora de seleccionar clase tenemos cinco: guerrero espada y escudo, guerrero a dos manos, pícaro a distancia, pícaro a dos manos y mago. Al igual que la raza, la clase también influye en las conversaciones, siendo la de mago una de las más influyentes por estar el mundo de Thedas en una guerra que involucra a esa categoría. Después pasaremos a la creación del personaje, siendo el editor más completo que ha hecho Bioware: voces, peinados, colores de ojos… ahora todo es mucho más personalizable y de una manera mucho más sencilla para ajustar tamaños de partes de la cara, como las orejas o la mandíbula.

Una aventura épica

La historia comienza con la destrucción del cónclave organizado por la Capilla en el que se iban a reunir Magos y Templarios para poner fin a este baño de sangre. En ese momento una gran explosión mata a todos los asistentes y crea una brecha en el cielo que conduce directamente al Velo, el mundo de los espíritus. Cuando van a investigar que ha ocurrido solo encuentran un superviviente (el personaje del jugador) con una extraña marca en la mano. Con esa marca se pueden cerrar las brechas que se están abriendo por todo el mundo y la gente empieza a creer que eres el Heraldo de Andraste mandado en este momento de crisis para poner orden en Thedas.

En los primeros compases del título veremos, como el nombre del juego indica, como se forma la Inquisicion y nos convertimos en el líder de esta vieja orden de Thedas, creada y utilizada para establecer el orden en un momento de crisis. En todo momento la historia va cuesta arriba: el argumento esta perfectamente hilado y contará con sus revelaciones y giros importantes, pero que además es la más larga de la saga. El ritmo de la historia principal es variado y podremos tomar muchas decisiones en las que influirá como va desarrollándose la historia y hasta en el propio final, pero no diré nada más para que el jugador se sorprenda de las posibilidades, y disfrute rejugando el juego tantas veces sea necesario, que es una de las principales bazas al igual que lo fue en Origins.

imagen-93

Bioware ha creado el mejor trabajo de narrativa que ha hecho nunca y tendremos algunos momentos muy épicos e impresionantes. Además toda la historia esta regada con la marca del estudio a la hora de crear personajes: todos los compañeros jugables o personajes que estarán por la Inquisición sin serlo, gozan de una personalidad e historia muy cuidada y trabajada. Conoceremos más de algunos viejos como Leliana, Varric o Cullen, pero no se quedarán atrás los nuevos como Sera, Dorian o Josephine. Gracias a la duración del juego la relación con estos personajes, ya sea simplemente de amistad o queramos tener un romance con ellos, será la más profunda de la saga teniendo muchas conversaciones y misiones secundarias con cada uno de ellos que harán que entendamos sus motivaciones, miedos, aspiraciones o simplemente parte de su pasado.

Mención especial a las relaciones que se pueden tener en el juego, ya que los hay para todos los gustos: los hay heterosexuales, homosexuales o bisexuales. Dragon Age Inquisition tiene la variedad de romances más amplia y muchos de ellos no solo se quedan en el género que sean, alguno de ellos solo le gusta un determinado género pero de alguna raza especifica como humanos o elfos. El jugador tendrá que conocerlos para saber si pueden llegar a tener una relación juntos o no será lo que ellos buscan. Este tipo de relación siempre ha causado polémica y ya ha sido el juego retirado en algún lugar como India, porque además por primera vez en un juego de Bioware, hay desnudos de cintura para arriba. Pero como siempre dice el estudio: la relación no consiste en llegar hasta una escena de sexo donde se ven (en esta ocasión) tetas claramente, si no en llegar a conectar con ese personaje y realmente preocuparte por él.

El mundo de Thedas visto como nunca

Dragon Age Inquisition utiliza el nuevo motor Frostbite que aprovecha bastante bien las consolas de nueva generación. El juego luce un apartado gráfico muy bueno, pero puede que no sea lo mejor de hoy en día. Esto es simplemente por una razón muy obvia: el mundo abierto que muestra Dragon Age Inquisition es de lo más impresionante hecho en años. Este mundo es gigantesco y lleno de detalles en las diferentes zonas, que son tan variadas como por ejemplo bosques, desiertos, zonas nevadas o ciénagas. Exploraremos muchas localizaciones más y serán de diferentes tamaños, pero hay que reconocer que en las zonas menos iluminadas, ya sea un poblado de noche o una cueva, el motor Frostbite es demasiado oscuro y puede que en algún momento no veamos por donde va nuestro personaje. Como detalle especial, esta vez los sucesos nos llevarán por Ferelden (el primer Dragon Age), las Marcas Libres más allá del mar del Despertar (el segundo Dragon Age), y por primera vez en la saga pisaremos el imperio de Orlais, la nación que tantas veces nos ha sido nombrada en los juegos de la saga. Toda su cultura y costumbres será de gran interés para los seguidores de la saga.

dragon-age-inquisition-04

La banda sonora de la saga siempre había sido un punto flaco en los juegos, ya que era poco variada y exceptuando unos pocos temas no había nada que resaltara. Pero esta vez se ha hecho un buen trabajo con Inquisition y la banda sonora es de muy buena calidad, con temas realmente épicos que se ajustan perfectamente a la situación, ya sea una cinemática, un combate o simplemente estemos explorando unas montañas. El doblaje como acostumbra Bioware es de una calidad impecable y la sincronización labial es perfecta. Como siempre nos llega en perfecto inglés con subtitulos en castellano, pero la calidad del doblaje es tan grande que un doblaje a nuestro idioma no le hubiera hecho justicia. Pero como siempre en juegos con tantas cosas y detalles sufriremos algún pequeño bug, como alguna animación mal ejecutada o alguna conversación que no suena la pista de audio entera. Nada que empañe la experiencia de juego siempre que estemos jugando en las versiones de PlayStation 4, Xbox One o PC.

Pero el juego también ha sido lanzado para PlayStation 3 y Xbox 360 y no se entiende como un juego tan mal optimizado se ha podido sacar al mercado. En estas versiones tendremos una carga de elementos en pantalla y texturas tan lentas, que además de tener tiempos de carga extremadamente largos, hay errores tan feos como que en las conversaciones cuando cambia la cámara cargarán hasta polígonos y texturas de los personajes, haciendo que el resultado sea tan feo que te saque tanto de la experiencia de juego que no puedas disfrutar plenamente el diálogo. También muchas pistas de audio de las conversaciones tardarán hasta 30 segundos en cargar, quedándose la imagen del juego como “congelada” a la espera de que salte el siguiente archivo. En esta versión los escenarios también tienen un popping tan pronunciado que a veces estarás caminando y entrarás en un combate de unos enemigos que acaban de aparecer de la nada. Por no hablar de los numerosos cuelgues que puede tener el juego en esta versión.

Siempre es una opción que un juego se lance para todas las plataformas posibles y cada uno pueda disfrutar la aventura en la plataforma que tenga, pero si se tiene la opción de jugarlo en nueva generación o PC, es donde hay que hacerlo ya que se nota programado específicamente para estas plataformas. Incluso si el usuario no tiene una PlayStation 4, una Xbox One o un PC en condiciones, pero en un futuro cercano se piensa hacer con una de las tres opciones, lo recomendable es jugar el juego tarde pero bien, y que la experiencia de juego sea lo más completa y satisfactoria posible.

Lidera la Inquisición

Nuestra base crecerá y se desarrollará dependiendo de las decisiones que tomemos en el juego, tanto en la trama principal como en las secundarias. En ella estarán los personajes del grupo para que podamos hablar, conocerles y que nos den sus misiones personales, así como tiendas variadas donde comerciar con los objetos encontrados o fabricados por nuestro herrero con los materiales que le llevemos. Y aunque el equipo encontrado por el juego es bueno, los más exigentes se forjaran sus propias armas y armaduras porque podrán elegir con unos diagramas que estadísticas potenciar, así como modificar algunas partes de las hombreras o botas, en el caso de las armaduras, o pomos de espadas y cuerdas de arco por ejemplo, en el caso de las armas. Los jugadores que quieran exprimir al máximo el juego en los mayores niveles de dificultad verán esta opción muy buena y útil para derrotar a los enemigos mucho más fácilmente. También desde la propia base podremos mejorar pociones o finalizar encargos de suministros, pero tenemos una de las cosas más importantes del juego: La Mesa de Guerra.

snapcrab_noname_2014-8-13_9-8-21_no-00_0

En la Mesa de Guerra tendremos el mapa del mundo general y aparecerán las misiones o zonas explorables, todo en forma de minijuego de estrategia. Desde ahí mandaremos a los miembros de la Inquisición para desbloquear dichas zonas, o completar misiones donde tendremos que esperar un tiempo a que vuelvan los efectivos con los resultados. Podremos mandar tres tipos de efectivos: diplomáticos, asesinos o soldados, y no siempre se podrá mandar alguno dependiendo del objetivo de la misión. En las que se pueda utilizar diferentes efectivos nos aparecerá un tiempo de cuanto tardarían en completar la misión, teniendo que escoger el jugador los que más le convenga, ya que si a una corte los diplomáticos son al mejor opción, pero están ocupados en una misión y la misión corre prisa, puede que sea mejor mandar a los asesinos y no esperar a que regresen los diplomáticos. Estas misiones sobre el mapa serán cientos de ellas, que según avance la historia cada vez aparecerán más y más, pero el tiempo de las misiones corre hasta con la consola apagada, así que es un alivio para el jugador.

Un RPG de la vieja escuela modernizado

Dragon Age Inquisition es accesible a todo el mundo porque combina a la perfección dos estilos de juego. Por un lado podremos mover a un solo personaje y ejecutar los ataques básicos y especiales con los botones, podremos cambiar de personajes pero siempre controlandolos de uno en uno. Pero para el jugador más exigente de los RPG, en combate tendremos una cámara táctica donde se pausará el tiempo de juego y daremos ordenes a todos nuestros personajes y con un botón empezará a pasar el tiempo hasta que tengamos que volver a intervenir, pausando de nuevo el tiempo de juego para cambiar las ordenes según se necesite durante la batalla. Para niveles de dificultad elevados es casi obligatorio utilizar esta cámara táctica y dar ordenes aprovechando del terreno o habilidades concretas, ya que la inteligencia artificial tanto de los compañeros como de los enemigos no es mala, pero en algunas ocasiones el jugador tendrá una mejor idea que la pensada por el juego.

Los mapeados que recorreremos son muy extensos, conoceremos montones de personajes y estarán llenos de misiones secundarias que completar. Estas misiones son de lo más variado, como recolectar materiales, derrotar enemigos o explorar cuevas. Para ello tenemos el amigo más útil del jugador: el mapa de juego. Estaremos constantemente mirándolo para ver donde estamos y a donde nos dirigimos. Son tan extensos que tendremos puntos de teletransporte (antes hay que encontrarlos) para no darnos una caminata de varios minutos de duración, que aunque haya monturas como caballos para ir más rápido, están muy desaprovechadas y no sirven para demasiado. Algunas misiones vienen bien claras marcadas en el mapa y otras nos pondrá una zona aproximada (a veces más grande, otras más pequeña) donde el jugador tendrá que buscar el objetivo por su cuenta. También con una brújula (cuando se muestre en pantalla) podremos encontrar objetos especiales enterrados u ocultos.

1412971244-dai-tactical-view

Todas las misiones que hagamos nos aportarán tres beneficios principales: experiencia, influencia y poder. La experiencia, como en cualquier videojuego, nos hace subir de nivel para mejorar nuestras estadísticas y habilidades. La influencia es la experiencia de la Inquisicion, que también tendrá niveles, y en cada nivel podremos seleccionar una habilidad de una larga lista que dan muchos beneficios variados, como poder llevar mayor inventario, más pociones o conseguir más experiencia por enemigo derrotado. Y por último, el poder, que sirve para poder enviar tropas para descubrir nuevas zonas a las que explorar o continuar con la historia principal. Lógicamente algunas misiones nos darán también recompensas como dinero o equipo, pero esas tres cosas son lo que siempre nos darán.

Las comparaciones son odiosas y están a la orden del día, pero si queréis saber como es el estilo de juego de Dragon Age Inquisition, lo más fácil es compararlo con la primera parte de la saga, Dragon Age Origin, pero potenciado en todas las características. Si el usuario no ha jugado este título nombrado, el juego más parecido (salvando las distancias) es Xenoblade Chronicles. Si el jugador conoce como funcionan estos títulos nombrados, se podrá hacer la idea de que si estas mirando al horizonte y ves un monte, un castillo, o lo que sea, es porque puedes llegar a esa localización. En resumidas cuentas se podría decir que coge lo mejor de diferentes juegos: las clases y personalizaciones de Dragon Age Origins, el estilo de conversaciones de Dragon Age II y le añade un mundo realmente gigantesco con un sistema de misiones muy parecido a Xenoblade Chronicles. Todo un cóctel de ideas pero que son mezcladas a la perfección haciendo un resultado realmente correcto, en el que el jugador disfrutará haciendo cualquier tarea.

Entre las misiones principales, las misiones de los personajes (que algunas se amoldaran a la trama y otras no), más todas las misiones secundarias del juego, estamos hablando de una duración de 100 horas aproximadas para una sola partida, dependiendo de la habilidad, nivel de dificultad y lo completado de la trama principal o misiones secundarias, ya que con la de decisiones que afectan a la trama, lo normal es darle unas cuantas vueltas. Pero no nos confundamos, Dragon Age Inquisition es un RPG lento donde las personas que busquen una acción más directa puede que se aburran en partes de juego donde nos tiraremos horas y horas conversando y conociendo a los personajes tan trabajados de Bioware o leyendo el extenso códice que suele tener la saga, donde encontraremos descripciones completas de personajes, enemigos, lugares hasta canciones y cuentos e historias que enriquecen el mundo de Thedas.

dragon-age-inquisition_02

Por último añadir que el juego tiene un modo multijugador cooperativo totalmente aparte de la compaña principal. Este modo cooperativo funciona parecido a lo visto en Mass Effect 3: un grupo de 4 jugadores explorarán una mazmorra para después obtener equipo de recompensa e ir mejorando su personaje. En este modo los personajes serán más limitados a un número de habilidades y de momento el número de mapas es muy reducido, que seguro que en un futuro son ampliados. Se puede pagar con dinero in-game o con micro-transacciones de dinero real para que nuestro personaje avance más rápido… pero el modo es tan anecdótico, que no tiene ni logros ni ninguna recompensa en el modo de un jugador, que muchos jugadores ni lo probarán y llegaran hasta a pensar que hubiera sido mejor que parte de ese trabajo se hubiera utilizado para el modo principal.

Conclusiones

Dragon Age Inquisition se corona como el mejor de la saga. Bioware ha sabido escuchar a los fans y corregir los errores para hacer una mezcla perfecta entre Dragon Age Origins y Dragon Age II. Tenemos un RPG puro y duro de la vieja escuela, a los más impacientes no les gustará el ritmo de estar viendo el mapa o el inventario a cada paso para ver donde estamos o equipar mejores objetos. Gracias a la cámara táctica el jugador controlará al dedillo el combate y si lo que se quiere es disfrutar de la historia y acción se puede jugar sin utilizarla. La historia épica, el mundo gigante, y las misiones secundarias nos sitúa en un juego de 100 horas de duración en la primera partida, ya que una de las principales bazas del juego es la rejugabilidad para ver como cambia la historia.

Gráficamente no es lo mejor, pero cumple con su cometido por su mundo abierto y las cuidadas animaciones y expresiones faciales de los personajes. Una banda sonora y un doblaje de una alta calidad hace que te sientes tranquilamente a disfrutar de cada momento. Algún bug pequeño puede aparecer en las versiones de nueva generación y PC, pero las versiones de PlayStation 3 y Xbox 360 no deberían de llegar al mercado en esas condiciones. El jugador que sea veterano en la saga e importe su partida con Dragon Age Keep disfrutará mucho más de los personajes que repiten o viendo como influyen sus decisiones de pasados juegos en este momento.Uno de los principales candidatos a Juego del Año 2014.

Conviértete en el Inquisidor y acaba con la inestabilidad en el mundo de Thedas de la manera que tú prefieras.

Lee

Friki y heavy. Me gustan todo tipo de videojuegos sin entrar en la guerra de plataformas o compañías. Las películas malas son las mejores. Me encanta Japón y su cultura.

Ver todos

1 Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Este análisis y tus comentarios vía Twitter han sido los que han despejado mis dudas en cuanto a comprarme el juego o no a pesar de no haber jugado a los dos primeros. El análisis esta muy bien echo y explicado todo. Ya iré comentando cosas del juegos y dudas, que me surgirán.

Publicidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
/* ]]> */