Portada » Análisis » Metal Gear Solid V Ground Zeroes

Metal Gear Solid V Ground Zeroes

A estas alturas sería tontería comentar lo que es Metal Gear Solid V Ground Zeroes. Todo el mundo que se haya documentado sobre el título sabe que no es el nuevo juego, sino un prólogo de éste mismo, que llegará presumiblemente el año que viene, y que parece bastante más adelantado de lo que parecía en un principio. Metal Gear Solid V Ground Zeroes parece más bien una estrategia de Konami a la que Kojima Productions, creadores del título en cuestión, han accedido, ya sea por presiones de arriba o simplemente porque les vino a bien hacerlo así. Ese es un debate que no nos concierne, pero que veía oportuno tomar como referencia primordial para hablar de este peculiar título.

Y es que Metal Gear Solid V Ground Zeroes, pese a toda la controversia creada, es un filón para los seguidores de la saga. Y sobre todo para aquellos que quieren ver desde el principio la evolución de Big Boss y de la saga desde un punto de vista jugable. Vayamos por partes…

Ground Zeroes 06032013 09

Jugabilidad

Big Boss se muestra en esta ocasión en todo su esplendor, en los escenarios más abiertos de la saga, con múltiples formas de llegar a las zonas de la misión principal, y todo en una zona bien vigilada, con soldados que estarán más alerta y serán un poco menos “tontos” de lo que eran en anteriores entregas. Los escenarios seguirán teniendo sus trucos para ocultarnos, pero en esta ocasión todo tiene un punto extra de realismo, ya que no serán como antes que algunas transiciones entre estancias rebajaban el nivel de alerta o directamente lo hacían desaparecer. Aquí al entrar a ciertos sitios tendremos que ingeniárnoslas para salir vivos. Y al no existir un sistema de vida basado en barra de energía deberemos tener mucho cuidado. Unos pocos disparos servirán para acabar con nosotros en el suelo… Por otra parte resulta llamativo ver lo bien adaptado que está este entorno a la jugabilidad. Podremos manejar un tanque o un jeep con los que podemos por ejemplo, escapar a toda velocidad de una zona de riesgo en busca de un sitio donde resguardarnos mejor. Por otra parte, ocultarnos en el tanque sin ser vistos nos puede permitir manejarlo y circular por el entorno sin levantar sospechas, lo cual es muy útil para ir del punto A al B.

Y en cuanto al armamento, este pese a ser de gran utilidad, no nos permite grandes florituras. Al estar en un entorno que se podría denominar “cerrado” por tratarse de una isla y tratarse la misión principal de una mera infiltración para rescatar gente, no se ha hecho excesivo uso de un armamento pesado, aunque la opción de usarlo está ahí. Ahora, tened claro que esto no servirá de mucho dado el tipo de misiones planteadas, tanto principales como secundarias.

Las misiones secundarias por su parte, son un añadido a tener en cuenta en el título, ya que aumentan la duración de este. De manera quizá un poco artificial, ya que tienen nula relevancia en la historia. ¿Y por qué? En parte, porque ni tan siquiera están integradas dentro de la propia misión principal, sino como misiones aparte a las que accedemos dentro del menú principal del juego. Esto es al contrario que otros títulos de corte abierto como GTA o inFamous por citar dos ejemplos bien diferenciados, pero con misiones secundarias. Aquí no encontramos misiones secundarias integradas en el escenario, y eso da un poco de pena. Aún así disfrutables, y por supuesto, también le dan un poco de gracia extra al juego. En ellas, misiones como buscar algo en concreto, acabar con personas determinadas o rescatar a alguien son los objetivos a conseguir. Para acabar el apartado jugable hay que recordar que las versiones de Xbox 360 y Xbox One incluyen una misión secundaria exclusiva diferente de la exclusiva que incluyen PS3 y PS4. En la primera manejaremos a Raiden con el aspecto que lucía en Metal Gear Rising, y en la segunda a Solid Snake con su aspecto poligonal del primer Metal Gear Solid de PSX.

Ground Zeroes 06032013 017

Gráficos

Esta es la parte que se diferencia en la next-gen, aunque de momento poco al tratarse de una especie de salto generacional. Aún así, se nota la evolución, más teniendo en cuenta que desde Metal Gear Solid 4 han pasado ya casi 6 años… Tenemos un título que consigue lo que quiere. Darnos un nuevo Metal Gear no solo por su sistema de juego, sino por sus impactantes escenas gráficas, y sus elementos visuales… Focos que iluminan diferentes áreas, todo tipo de sitios en los que esconderse, elementos destruibles, y también efectos de climatología o claras diferencias entre el día y la noche, cambiando la estética del conjunto, hacen que sepamos que estamos ante ese gusto de Kojima Production por el detalle.

Como punto negativo, el ya citado salto generacional que hace pensar que si se hubieran centrado en las nuevas plataformas podría haber sido mejor. A destacar también que en PS3 y Xbox 360 el juego funciona a 30 frames por segundo, y en Xbox One y PS4 a 60 frames, lo que visualmente otorga una mayor fluidez a la hora de mover al personaje.

Sonido

El sonido es uno de esos detalles que siempre se ha cuidado en Metal Gear Solid, y aquí volveremos a escuchar las nuevas melodías fruto como no podía ser de otra manera del gran Harry Gregson-Williams, que desde el segundo Metal Gear Solid lanzado en 2001 ha estado ligado a esta saga gracias a sus composiciones. Por su parte las voces de reparto cuentan con Kiefer Sutherland como la nueva gran incorporación en la saga, quitando de su mítico papel al anterior doblador de Solid Snake y Big Boss, David Hayter.

Los efectos especiales cumplen su cometido, y son fieles a lo ya visto en otras ocasiones. Las músicas además cambiarán cuando seamos descubiertos por los enemigos que vigilan la zona, algo ya típico en la saga.

Ground Zeroes 06032013 010

Conclusión

No hay mucho más que decir, excepto que estamos ya deseando que llegue el momento de hincarle el diente al juego “grande” por así decirle. Esta especie de precuela/prólogo que muchos llaman demo con razón, puesto que nos recuerda a la demo del buque de Metal Gear Solid 2, te deja con la miel en los labios y con la incertidumbre del “¿qué pasará?” que se nos plantea tras esta misión. Sabe a poco y desde Konami lo saben bien… Esta controversia causada por el título francamente le ha servido a Konami de publicidad para que todo el mundo espere con muchísimas ganas el lanzamiento de Metal Gear Solid V: The Phantom Pain.

Para los fans, sabrán valorarlo como lo que es, un pequeño aperitivo que nos permite degustar el nuevo Fox Engine y sus posibilidades en la saga. Para los demás, seguramente muchos se lleven una decepción, pero no por la calidad del conjunto, sino por su corta duración, porque siendo sinceros, lo interesante de este juego es su historia y no su relleno… El precio más ajustado hace que al menos a los fans no nos duela tanto dejarnos la pasta, y que consiga ser algo más acorde en relación calidad/precio. Si solo quereis conocer la historia, podeis tirar de alquiler o esperar a que baje de precio aún más, que lo hará con toda seguridad más pronto que tarde…

Sergio Amor

Sumergido en mundos inventados desde hace más de dos décadas, fan incondicional de las clásicas recreativas. Jugón, cinéfilo empedernido y a ratos persona.

Ver todos

Añadir Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
/* ]]> */