Portada » Análisis » Mierdijuego de la semana: Pixel Piracy

Mierdijuego de la semana: Pixel Piracy

Un mierdijuego puede ser de todo, desde un juego que te deje con ganas de más hasta uno que te haga pensar el por que gastaste esos céntimos en tal bazofia. Existe de todo en la archiconocida plataforma online de juegos al que todo el mundo conoce por “Steam”. Ahí donde han nacido enormes sagas y títulos también ha dado cobijo a barbaridades que pocos conocen, y que en ocasiones es mejor que sea así.

Pero esta vez, para comenzar, no le daremos a nuestros lectores un mal ejemplo. Al contrario, os mostramos un buen titulo que no muchos conocen pero que les ofrezco a que lo prueben. Aquí la relación precio-calidad no se va muy lejos y nos brinda un juego que podremos rejugar hasta hartarnos, aunque ya cuesta terminarlo.

pixel-piracy

Pixel Piracy nos pone en la piel de un pirata en un mundo de pixeles y desplazamiento lateral. Tendremos a nuestro mando un barco que iremos mejorando y una tripulación que hará temblar los mares. O no. Ya que como objetivo final tenemos el de acabar con los 4 grandes piratas que habitan en nuestro universo (hablo de universos ya que podemos crear otros).

Y es aquí donde podemos hablar del comienzo del juego, donde a partir de unas elecciones podemos obtener un mundo donde o los enemigos son peores pero mayores las recompensas o comenzar con un buen barco o mejor tripulación, etc. Todo nivelado para ofrecer una “historia”. Si bien la historia es inexistente y solo tenemos ese principio y el objetivo que se cumple en todos los mundos que creemos.

El juego ofrece un amplio abanico de posibilidades en torno a nuestro personaje y la tripulación. Habilidades que compramos y atributos que conseguimos al subir de nivel. Ante todo no podemos detenernos ya que como buenos piratas, tenemos que tener oro siempre. Contratar o mejorar la tripulación no siempre será buena opción si nos quedamos sin guita con la que pagar a los demás.

pixel-piracy (1)

Encima podemos tener mascotas que también atacan. Los encuentros en los mares son interesantes aunque generalmente me da miedo el agua. La razón es simple, como buen pirata… no sabes nadar. Así que ya sabéis, en cuanto caiga uno de tus piratas al mar, dalo por perdido. Y si cae el capitán, a cargar el juego.

Lo de la carga del juego aun no lo cojo: si no salimos de la partida en un puerto de una ciudad, el juego nos quita el “renombre” que tengamos. Así de tajante. Nada de desconectarse en mitad del mar o en una isla perdida. Aunque perdido te podrás encontrar si no das con enemigos de tu nivel.

La cosa se nivela y es difícil no avanzar. Lo cierto es que en un arrebato de curiosidad ataque a uno de los 4 piratas famosos y me di de bruces con la realidad: tenía un barco y una tripulación de vergüenza. Así que mientras no tenga unos piratas bien “chetados”, ni te acerques.

En conclusión, un buen juego que merece sus horas, con sus logros y cromos, que en este caso no son lo necesario para obligarte a jugar, pero sí que te alegra ver que un dinerito te sacas. ¡A volverse pirata, que por menos de 10€ vale la pena!… No no lo vale, mejor esperar a una oferta o algo así. 

Angel Clemente

Gamer, lector y friki. Lo que viene siendo normal hoy en dia.

Ver todos

Añadir Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
/* ]]> */