Portada » Avances » Dead Rising 3 – Primeras Impresiones E3 2013

Una de las exclusividades más importantes que se ha llevado Xbox One ha sido la de Dead Rising 3. Por completa sorpresa, el juego de matar zombis a destajo se puso de parte de Microsoft estará disponible únicamente para su nueva consola este otoño, dispuesto a demostrar, tal y como lo hiciera la primera parte, lo que significa ser un desarrollo de nueva generación.

Si el primer Dead Rising se convirtió en uno de los primeros juegos que nos permitió ver de lo que esta generación de consolas que acaba era capaz, Dead Rising 3 se presenta como un candidato a que la gente vea lo que es la próxima generación de consolas, tanto en gráficos como en elementos jugables. Gracias a Capcom tuvimos la oportunidad de ver una larguísima demostración en la que pudimos ver un amplio abanico de las posibilidades de este juego, tanto por sí mismo como de funciones secundarias con elementos como el Smartglass, que permitía ejecutar algunas funciones bastante interesantes.

Un mecánico con mala uva

El nuevo protagonista se llama Nick Ramos, un mecánico latino con un misterioso pasado que se dedica a sobrevivir en la ciudad invadida por los zombis. Volvemos a la premisa de que cualquier cosa puede ser un arma. No hay nada que no pueda ser arrojado, usado como objeto contundente, cortante o punzante; todo sea por el bien de matar zombis. Sin embargo, Nick, al ser mecánico, puede dedicarse a crear armas nuevas a partir de otras existentes, aumentando el arsenal de forma espectacular. Por ejemplo, al principio se puede coger una sierra circular de mano y juntarla a un martillo, creando un arma demoledora y cortante a partes iguales.

La demostración estaba llena de estas armas improvisadas, como la espada con una batería que la electrificaba, el machete llameante o un lanzacohetes casero con una tubería y una pistola de bengalas. Estos planos para crear armas nuevas los vamos descubriendo junto a las armas, además de cuando subimos de nivel y sumamos puntos en las características de combos, que nos permiten desbloquear armas nuevas de un determinado tipo.

Dead-Rising-3-03

Aquí están otras de las novedades de este Dead Rising 3, que son la experiencia y las subidas de nivel. Matar zombis da puntos de experiencia, cuantos más, mejor, y de las formas más originales posibles, también. Toda esa experiencia sirve para subir de nivel y mejorar nuestras habilidades. Más daño, más vida, mejores armas… el jugador tiene completa libertad para decidir en qué quiere ser bueno. A esto hay que añadir las revistas que Nick va encontrando. Estas publicaciones permiten desbloquear varios poderes adicionales. Por ejemplo, un número sobre pistolas permite que aumente el daño por arma de fuego que hagamos. Hay multitud de estas revistas en el juego y cada una tiene su efecto, que podemos desactivar si queremos.

El juego también tiene pinta de ser bastante grande. Hay cuatro grandes distritos llenos de cosas que hacer y de zombis que matar. El juego nos propone misiones que hay que ir resolviendo, pero tenemos completa libertad para explorar los alrededores. De hecho, podemos encontrarnos zonas por las que no conviene ir todavía por haber enemigos demasiado poderosos. El caso más efectivo fue cuando el encargado de los mandos (que era el Jefe de Producto) entró en una zona llena de zombis bombero, muy resistentes, y tuvo que salir, cosido a hachazos.

La forma de recuperar la vida perdida será mucho más peregrina: comer y beber. Los escenarios están llenos de comercios cerrados llenos de alimentos y bebida para recuperar la barra de vitalidad. Basta con coger cualquier objeto, romper la luna y entrar a hacer la compra. Pero cuidado, el ruido atrae a los zombis.

Dead-Rising-3-01

En este punto también descubrimos los distintos trajes que Nick puede vestir. Desde el traje de mecánico, el de policía, un vestido de verano (florecitas incluidas) y un estrambótico disfraz de tiburón. Los trajes se desbloquean en cuanto los encontramos en nuestras búsquedas y pasarán a estar siempre disponibles cuando accedamos a un ropero. Lo mismo ocurre con las armas y los arsenales. Siempre que entremos en uno podremos elegir nuestra arma favorita, ya sea la pistola táctica o la socorrida y letal katana – machete.

Zombis, zombis y más zombis

Pero el alma de Dead Rising 3 son los zombis. Sin la menor duda, ellos son los protagonistas absolutos, ya sea por estar presentes en todos los planos o porque suelen acabar en el extremo equivocado de un bate, un cuchillo, una bala o porque Nick los atraviese con las manos desnudas y les arranque los intestinos (algo gratuito, pero está ahí).

Dead-Rising-3-02

Normalmente veremos quince o veinte zombis a la vez, pero hay momentos realmente épicos en los que puede haber, tranquilamente, más de 200 no muertos en la pantalla de forma simultáneamente. Estos momentos estelares son, por ejemplo, cuando cogemos un coche fúnebre para atravesar un cementerio plagado. Los cadáveres rebotan y ruedan por encima del coche, se agarran a sus laterales y forcejeamos con ellos a través de la ventanilla del coche. Como la cosa tiene que acabar en una explosión, nos tiramos del coche justo antes de estrellarlo contra una gasolinera y disfrutar de la explosión.

En lo que duró la presentación, de algo más de media hora, el jugador a los mandos acabó con cerca de 500 zombis. Las masacres estarán a la orden del día. Y más aún si usamos la conexión con Smartglass. El control remoto usando tablets y smartphones permitirá acceder a ayuda extra, como localizar objetos para completar armas u prdenar un bombardeo para acabar con una autopista llena de zombis. Sin duda un uso interesante de este sistema, aún en pañales pero que Microsoft quiere explotar en su nueva consola.

Graficos, ¿next gen?

Que nadie se llame a equívoco Dead Rising 3 se ve bien, pero no tan bien como uno esperaría de una exclusividad de una nueva consola. Hay juegos que se han presentado para la actual generación, como Lords of Shadow 2, Metal Gear Solid 5 o Bayonetta 2 que podrían hablarle de tú a tú sin despeinarse.

Dead-Rising-3-04

Es superior en ciertos aspectos, como el tamaño del protagonista y ciertos detalles de su indumentaria. Es cierto que se ven centenares de personajes en pantalla, pero la imagen sigue dando tirones en estos casos, pequeños, pero los hay. Pese al detalle en ciertos elementos, hay texturas muy feas y toscas y los zombis no están todo lo detallados que deberían.

El conjunto desluce mucho y no impresiona en absoluto. Es divertido, no está en absoluto mal, pero al verlo uno no tiene la sensación de estar ante la siguiente generación de juegos de consolas de sobremesa, sino ante un título de esta muy bien hecho.

Dead-Rising-3-05

No obstante, Dead Rising 3 va de matar a zombis, a muchísimos zombis, y eso siempre es divertido.

Jose Manuel Bringas

30 años siendo adicto al cine, las series de TV, los libros y los videojuegos. Creo firmemente que el gato de Schrödinger está vivo y que Shenmue 3 no existe, son los padres.

Ver todos

Añadir Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
/* ]]> */